Naturconsejos

Dieta

NaturConsejos útiles para hacer dieta

Empezar cuanto antes la dieta.

“No dejes para mañana lo que puedas hacer hoy”.

No pretendas lo imposible. Proponte adelgazar despacio. Cuando se intenta adelgazar mucho en dos días el fracaso a posteriori está asegurado.

Debes comer. Morirse de hambre es un sacrificio inútil. No comiendo lo único que se consigue es perjudicar la salud.

Aprende a comer despacio. Está demostrado que la sensación de saciedad no llega al cerebro hasta 15 minutos después de empezar a comer.

Servir los platos en la cocina. Si se pone la cazuela sobre la mesa es fácil perder el control de las veces que se pica o se repite.

Vigilar el frigorífico. No guardar en él ningún alimento tentador. Llenarlo de frutas y verduras.

Desayunar bien. La primera comida del día es la más importante!!

No saltarse las comidas. Con ello solo se consigue picar entre horas y llegar a la siguiente comida con el doble de hambre.

Usar ollas y sartenes antiadherentes, o de titanio. Así se evitará cocinar con más grasas los alimentos.

Nunca vayas de compras con el estomago vacío. Evitarás tentaciones.

Lavarse los dientes cada vez que se sienta hambre. Parece una tontería  pero el frescor dentífrico calma la sensación de hambre.

No comas para calmar la angustia. A tu problema, se sumarán los remordimientos por romper la dieta.

No recurras al dulce para combatir el agotamiento. Come tomate o naranja, son alimentos ricos en potasio que te aportaran mucha energía.

No te peses todos los días. Con que lo hagas una vez por semana será suficiente para comprobar tus progresos.

Combatir el aburrimiento. Más veces de las que parece se come únicamente porque no se tiene nada que hacer. Salir a pasear, leer…

Cocinar con imaginación. Acostumbrarse a comer siempre los mismos platos lleva al aburrimiento y por lo tanto, resultará más fácil volver a las recetas de siempre, cargadas de indeseables calorías.

Toma el aperitivo. Si no puedes evitar la tentación de las tapas, toma mejillones al vapor, berberechos, sepia a la plancha, pepinillos en vinagre.

No piques entre horas. Realice las 5 comidas al día, sin saltarse la media mañana ni merienda.

Dieta de choque. Si no se ha podido evitar la “tentación”, NO TE DESANIMES, compénsalo al día siguiente con una dieta de choque.

ÁNIMO, Una dieta no es un sacrificio, es una inversión en salud.

FSC